Receta Gel de Ducha con Leche de Cabra y Aloe Vera


Si algo destaca de la leche de cabra es la riqueza de oligoelementos y minerales que llegan al interior de las células de la piel. Esta capacidad de penetrar en lo más profundo es lo que apreciamos en todos los jabones elaborados con leche de cabra, una suavidad inmediata y profunda, que no obtenemos con los jabones convencionales.

La leche de cabra no sólo nutre en profundidad, es antioxidante, previene y corrige las arrugas, un ingrediente perfecto para aquellas personas que sufran afecciones de la piel como eczemas, psoriasis, dermatitis… Otra ventaja es que sus efectos sobre la piel se notan al instante. Tras una ducha con un gel de ducha de leche de cabra la piel se nota más suave e hidratada al momento.

Tomando como base la betaína este gel lo hacemos en un momento, sin necesidad de tener que calentar ningún ingrediente. La betaína es un ingrediente ideal para empezar a experimentar la elaboración geles de ducha, muy fácil de utilizar. Le añadimos las propiedades del aceite de almendras dulces y del aloe vera y un efecto relajante y calmante que conseguimos con los aceites esenciales de lavanda y azahar. El resultado es un gel de ducha cremoso, suave, relajante y que hidratará nuestra piel en profundidad.

gel-ducha-silvan-nature

INGREDIENTES PARA 500ML:

  • 120 gr de Betaína
  • 90 gr de Aceite de Almendras
  • 90 gr de Leche de Cabra en Polvo
  • 120 gr de Concentrado de Aloe Vera
  • 20 gotas de Aceite Esencial Lavanda
  • 20 gotas de Aceite Esencial Azahar
  • 2 gr de Conservante o Vitamina E
  • Ácido Láctico para regular el ph

 

ELABORACIÓN:

  • Desinfectamos con alcohol todos los utensilios y envases que vamos a utilizar y medimos todos los ingredientes.

gel-leche-cabra-y-aloe-vera-receta-silvan-nature

  • Cogemos la betaína y empezamos a batir al mismo tiempo que le vamos añadiendo, poco a poco, el aceite de almendras dulces.
  • Hacemos lo mismo con la leche de cabra. La vamos añadiendo a la mezcla de betaína y aceite de almendras sin dejar de batir.
  • Veremos que la textura se vuelve blanca y espesa.
  • Añadimos el aloe vera y seguimos batiendo. Ahora la textura será más cremosa.
  • Añadimos los aceites esenciales al gusto. Podemos jugar con combinaciones más cítricas, relajantes, etc..
  • Por último el conservante. Volvemos a mezclar y medimos el ph.

gel-leche-cabra-y-aloe-vera-silvan-nature

  • Añadimos unas gotitas de ácido láctico si conviene bajarlo. Volvemos a medir.
  • El ph indicado ha de estar entre 5-6.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s