Recolección de setas: 9 tips que hay que tener en cuenta


En otoño la recolección de setas está en plena temporada. Esta práctica no sólo es entretenida, gratificante y divertida sino que además es saludable. Nos permite estar en contacto con la naturaleza, caminar por el bosque, desconectar… todo beneficios para nuestra salud y bienestar siempre y cuando, no acabemos estropeando la jornada cogiendo alguna seta tóxica.

Setas

A la hora de recolectar setas ¿Qué debemos tener en cuenta?

1.- Para mí, lo más fundamental es respetar el medio, la naturaleza, los bosques… todo. Yo personalmente, no consigo entender ni me entra en la cabeza que a estas alturas, todavía hayan tantas personas que dejan los bosques llenos de basura. La basura nos la tenemos que llevar con nosotros y tirarla donde corresponde. Tenemos la obligación de cuidar y respetar los espacios naturales, son los cimientos de nuestra vida.

la-basura-no-vuelve-sola

2.- A la hora de recolectar, no debemos coger todo lo que vemos para luego dejar las setas tiradas (esto se hace mucho). Primero debemos tener un buen conocimiento sobre las setas que vamos a recolectar y si no las conocemos no hace falta ni tocarlas. Mucha precaución con las setas tóxicas, pueden dejar secuelas de por vida e incluso matarnos. Todas las setas, absolutamente todas, incluso las más tóxicas cumplen una función en los bosques y ecosistemas, hay que respetarlo.

Esto hay que evitarlo

Esto hay que evitarlo

3.- Recoged sólo ejemplares jóvenes y sanos, que no estén ya demasiado maduros, en fase de descomposición, congelados o demasiado mojados. Mirar bien si hay gusanitos o rastro de ellos, si es así, deshecharla. Hasta la seta más comestible puede causarnos daño si no está en condiciones.

4.- A recolectar setas no se va con bosas de plástico, se va con un bonito cesto de mimbre para que las setas que llevemos dentro puedan ir liberando sus esporas y propiciar el nacimiento de nuevos ejemplares.

cesta-setas

5.- Utiliza una navaja para recolectar setas, nunca un rastrillo. Los rastrillos dañan seriamente el terreno, las plantas, el musgo… Es una práctica muy habitual empleada por algunos que se dedican a la recolección masiva para vender. Se puede recolectar perfectamente sin rastrillo. Y este punto en concreto lo menciono porque está pasando actualmente en los bosques del Alt Pirineu y resulta muy triste ver en que estado quedan los bosques. Utiliza la navaja para cortarlas, no las arranques, así no dañarás el micelio subterráneo, ni dañaras el terreno.

Fuente ilustración: dipualba.es

Fuente ilustración: dipualba.es

6.- La limpieza de las setas es necesaria. Podemos lavarlas bajo el agua para eliminar los restos de tierra, utilizar un papel de cocina, un cepillo para acceder a las zonas más difíciles, incluso cortar con un cuchillo las partes a las que no accedemos para limpiar bien. Eso sí, si utilizáis el agua, secádlas bien luego para que no retengan humedad y se pudran,

Las navajas especiales para la recolección de setas son muy útiles para eliminar restos de tierra

Las navajas especiales para la recolección de setas son muy útiles para eliminar restos de tierra

7.- Conservación de las setas. Las setas debemos consumirlas como muy tarde tres o cuatro días después de haberlas cogido. Si optamos por conservarlas algunas setas podemos congelarlas, otras secarlas y otras conservarlas en vinagre y sal. Conviene saber en este punto, que conservación es el más adecuado para cada tipo de seta.

Fuente: cestaysetas.om

Fuente: cestaysetas.om

8.- Algunas especies, aún siendo comestibles, poseen toxinas que se eliminan hirviendo las setas entre dos y tres veces, con sus cambios de agua, para eliminar la toxina, como es el caso de la “murga”. Hay que conocer bien este tipo de ejemplares y saber prepararlos para el consumo para no intoxicarnos.

La Murga, una seta muy apreciada

La Murga, una seta muy apreciada

9.- Falsos mitos. Hacer caso de los mitos en el mundo de las setas puede acarrearte serios problemas. Os ennumero los mitos falsos más comunes:

  • Poniendo las setas o cocinarlas con vinagre y sal pierden toxicidad: falso
  • Los ejemplares mordidos por animales no son tóxicos: falso
  • Las setas tóxicas oscurecen los ajos o los metales como la plata: falso
  • Las setas que huelen y tienen un agradable sabor son comestibles: falso
  • Cuando cortamos una seta y cambia de color quiere decir que es tóxica: falso
  • Las setas blancas son todas comestibles: falso (aquí podríamos tropezar con las más mortales, como la Amanita Phalloides)
  • Hirviendo las setas pierden su toxicidad: falso. Esto es efectivo con algunas especies como he dicho antes el caso de la “murga”. Aún así hay especies, comestibles, como el que aquí llamamos “groguet” que aún por mucha cocción que le demos va acumulando toxinas en nuestro organismo que éste no libera. Insisto con la precaución y el conocer perfectamente cada una de las especies que recolectemos.

Recordad que el mejor recolector de setas es aquel que no deja rastro de su paso por el bosque 😉

Y dicho esto, os dejo unas imágenes de la recolecta de este otoño. En casa ya tenemos setas para disfrutar todo el año. Ahora a esperar el invierno…

setas-silvan-nature bosque-setas-otoño-silvan-nature setas-silvan-nature

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s